TITULARES
recent

“Estamos longevas pero con el espíritu de 15 años”

Tarsila Corveleyn Veliz, proviene de una familia en que las lanas y la artesanía han estado siempre presentes. En la comuna de Pencahue vende de forma independiente sus productos y como ella asegura, sólo necesitaba una ayuda.
En diciembre participó del curso +Capaz Mujer Emprendedora, en el aprendió a diseñar un plan de negocios que le ayudó a fortalecer su emprendimiento: "Yo para tejer me peino, pero llenar el libro y esas cosas no sabía nada, Por eso cuando me dijeron de qué se trataba el curso me inscribí".
"Entre telares y lanas"
Al responder desde cuándo comenzó a tejer, Tarsila ríe y con nostalgia comenta: "Desde que robaba lanas en mi casa". Ella aún visualiza a su madre lavando, secando, hilando y tiñendo la lana, para posteriormente entregarla a su padre, quien tenía la difícil tarea de confeccionar el producto final. "Mi papá podía estar toda la tarde tejiendo a telar una frazada, que es lo que más le pedían, eso significaba un gran trabajo", explica.
Hoy Tarsila trabaja con su gran maestra, su mamá, quien le ayuda a teñir e hilar. Pero para ella y sus clientes sus productos son más que frazadas cojines y fundas, de hecho relata que uno de sus compradores va directo a solicitar una frazada para cada uno de sus hijos que dejan el hogar cuando se casan. "Emociona que tengan preferencia por mi trabajo, sobre todo en ese caso que es el recuerdo de un padre a sus hijos".
Para Tarsila, la ayuda del +Capaz Mujer Emprendedora significó un gran apoyo "Yo no quiero que llueva pero sí que goteé", así explica que sus ambiciones son sólo continuar trabajando en el oficio se su vida, el que la hace feliz y le permite mantener su hogar "Antes las artesanas no sabíamos cuánto cobrar y vendíamos sin sacar la cuenta de nuestro trabajo. Ni sabíamos si ganábamos o no".
Tarsila además, es consciente de lo ardua que es su labor, por eso cuenta que no está en su mente el ampliar su clientela al doble: "Espero aumentar mis ventas pero también tengo que ver de que soy capaz ¿cómo voy a querer que me pidan y pidan cosas si nos las puede hacer?, explica.
"Un oficio que rescata las tradiciones"
Para Tarsila, su oficio significa un rescate de tradiciones en la Región del Maule, ya que para ella las redes sociales representan una complicación "yo no manejo ni el Facebook ni esas cosas, acá las artesanas nos salvamos con tarjetitas".
Hoy está preocupada por el rubro que tomara su oficio "hay pocas artesanas, las nuevas generaciones no se interesan en aprender esto porque tienen sus profesiones".

Pero ella se resiste a pensar que el oficio terminó y por lo mismo valora la ayuda del curso +Capaz Mujer Emprendedora, para apoyar su emprendimiento "Yo quería una ventanita", lo que a su juicio llegó de manos del Sence para apoyarla.
Departamento de Prensa

Departamento de Prensa

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.